Julián Domínguez fue ministro de Agricultura hasta hace solamente unos días, cuando el presidente Alberto Fernández armó el Superministerio de Economía, Producción y Agricultura que asumirá Sergio Massa esta tarde, y la cartera quedó subsumida en la nueva estructura y pasó de ministerio a secretaria.

"Estoy convencido que el sector más importante de la economía argentina debe tener una representación mucho más transversal en todas las expresiones políticas que gobierna en la Argentina. Me parece que es bueno imitar a Brasil, que ha logrado que la representación del sector atraviese a todas las expresiones políticas. Por lo tanto, voy a trabajar para representar desde mi partido al sector o por lo menos los valores que entiendo que le sirven a la Argentina”, dijo Domínguez.

Por otro lado, el ex funcionario indicó que: “Por qué entendí que debía terminar la función, porque yo siempre como intendente del interior y como hombre del interior, entendí que la Argentina debe tener un ministerio del sector, por la importancia del sector. Y que las decisiones se tienen que tomar con los equipos técnicos con competencia en el sector. Entendía que esa convicción y, es un tema personalísimo, y entendí que no podía seguir, que no podía mirarme a mí mismo si aceptaba seguir en la función porque no le iba a ser útil al nuevo ministro”.

Por fin, Domínguez declaró: “La condición que construí hace 12 años era por lo que yo creía que Argentina debería tener un ministerio y siempre defendí eso. Entonces me parece que a la persona que Sergio Massa convocó que es el ministro (Juan José) Bahillo, es una persona con capacidad, experiencia, volumen político y entiende la nueva dinámica que requiere esta organización del Gobierno”.