Escuchá ahora

Closs Continental

Lunes a Viernes de 17 a 20hs. Con Mariano Closs.


Síguenos en:

Aconcagua: dos de los andinistas italianos murieron y los otros tres están en muy malas condiciones de salud

Dos italianos y un guía argentino fueron rescatados a salvo esta tarde. Estuvieron atrapados en la pared oriental del cerro.

Dos italianos y un guía argentino fueron rescatados a salvo esta tarde. Estuvieron atrapados en la pared oriental del cerro.

Dos andinistas italianos murieron y otros dos, junto con su guía argentino, fueron rescatados a salvo esta tarde tras permanecer más de un día atrapados a 6.700 metros de altura sobre la pared oriental del Aconcagua, la cumbre más elevada del continente americano, confirmó una fuente diplomática.

"Los han encontrado. Identificaron al guía, que estaba junto a otras dos personas. Hay dos muertos. No están identificados ni por nombre ni por sexo porque están en muy malas condiciones", dijo a AP el agente consular adjunto en Mendoza, Giorgio Giacomello, vía telefónica.

El consulado italiano en esa provincia, 1.100 kilómetros al oeste de Buenos Aires, había sido alertado por la policía local sobre la situación de los andinistas, quienes el miércoles se perdieron durante una tormenta de viento y nieve al intentar descender de la montaña luego de hacer cumbre.

Una quinta andinista había logrado descender antes de que comenzara la tormenta, informó el Ministerio de Relaciones Exte Italia.

Amarrados. El titular de la Dirección de Recursos Naturales Renovables, Guido Loza, dijo que se presume que el grupo estaba amarrado con cuerdas y podría haberse deslizado por el Glaciar de los Polacos, una lengua de hielo de casi 1.000 metros. "Es lo que suponemos, porque todos cayeron arrastrados unos por otros", aseguró al diario.

El sábado, un andinista alemán identificado como Stefan Geromin, de 42 años, había muerto en ese mismo glaciar al caer en un desnivel mientras ascendía la montaña.

Tras recibir el pedido de auxilio del guía argentino, se organizó un grupo de rescate integrado por policías, guardaparques y andinistas. Pero la patrulla debió suspender la búsqueda el miércoles en la tarde luego de que la tormenta, que hizo descender la temperatura a 18 grados centígrados bajo cero, redujo la visibilidad a 10 metros.